Síntomas de un interruptor de sincronización variable de válvulas (VVT) defectuoso o que funciona mal

El rendimiento y la eficiencia del combustible de los automóviles modernos de hoy en día es posible gracias al sistema de control de válvulas variables. Cuando un automóvil, camión o SUV se conduce en condiciones normales de conducción, el VVT no está activo. Sin embargo, cuando el vehículo viaja con peso extra en el maletero, tira de un remolque o a velocidades más altas, este sistema se activa. El dispositivo específico que se utiliza para transferir información del VVT a la computadora del vehículo es el interruptor de sincronización variable de válvulas.

Una vez activado por el interruptor de sincronización variable de la válvula, el motor de su automóvil, camión o SUV recibe una entrada de la ECU para avanzar o retrasar la sincronización del encendido. Esto hace que las válvulas de los cilindros se abran o cierren antes o después de lo normal y también le dice al sistema de encendido que dispare en un momento específico para aumentar la eficiencia del motor. El solenoide VVT ​​controla el sistema, mientras que el interruptor VVT le da a la computadora del automóvil información valiosa para ajustar la sincronización durante el vuelo.

Al igual que otros componentes mecánicos o eléctricos, el interruptor VVT es propenso a desgastarse o romperse por completo. En muchos sentidos, los síntomas de un interruptor VVT defectuoso son similares a los síntomas de un solenoide VVT. La causa más común de falla del interruptor VVT y la válvula solenoide VVT ​​es la falta de mantenimiento básico. Si su aceite está sucio, el lodo puede obstruir la pantalla del solenoide y causar fallas. Cuando el nivel de aceite del motor es bajo, también ocurrirán problemas con el funcionamiento del VVT.

A continuación, se muestran algunos síntomas comunes que indican un interruptor VVT defectuoso:

1. Ralentí brusco del motor

La sincronización correcta del encendido es crucial para un funcionamiento suave y eficiente del motor. Cuando el vehículo está bajo carga, el interruptor VVT monitorea el motor y envía información a la computadora para ajustar la sincronización de la válvula según sea necesario. Sin embargo, si el conmutador no funciona correctamente, su capacidad para enviar datos precisos se verá comprometida. Incluso si este dispositivo solo está diseñado para funcionar en condiciones de conducción anormales, el motor puede funcionar con dificultad. Si encuentra el motor en ralentí, especialmente si la velocidad del motor aumenta de 100 a 300 RPM mientras está en ralentí, comuníquese con un mecánico certificado por ASE local lo antes posible.

2. Compruebe que la luz del motor se enciende

La luz Check Engine Light se activa tan pronto como la ECU del vehículo emite uno de los varios códigos de advertencia. Dado que el interruptor VVT es un componente eléctrico, la computadora de a bordo de su vehículo lo monitorea constantemente. Si falla o envía datos incorrectos, esto alertará a la computadora del automóvil de un posible problema e iluminará la luz Check Engine Light en el tablero. Cada vez que se enciende la luz Check Engine Light, siempre es una buena idea ponerse en contacto con un mecánico local para inspeccionar el automóvil, diagnosticar el problema y reparar lo que está roto. Sin embargo, en el caso del sistema VVT, existen varios códigos de advertencia que pueden indicar un problema específico. Por lo tanto, es mejor trabajar con un mecánico certificado por ASE local que tenga las herramientas de diagnóstico correctas y acceso a los códigos de fábrica para que puedan reparar adecuadamente.

3. El motor tropieza al conducir cuesta arriba o bajo carga

Un interruptor VVT defectuoso también hará que el motor se pare o parezca que se dispara si su vehículo está sujeto a peso adicional, inclinaciones o presión rápida sobre el acelerador para una aceleración instantánea. Esto generalmente se debe a un problema eléctrico con el interruptor y no siempre al interruptor en sí. Si nota este problema y se comunica con un mecánico certificado por ASE local para investigar el problema, es muy probable que no sea necesario reemplazar el temporizador de la válvula variable. Sin embargo, se requiere un diagnóstico correcto para verificar que es un problema en otro lugar. Si ignora el problema, aumenta la posibilidad de que se produzcan más daños en el motor.

Independientemente de la causa exacta, si nota alguno de los signos o síntomas de advertencia mencionados anteriormente, debe ser proactivo y comunicarse con un mecánico certificado lo antes posible. Si descubre un problema al inicio de los síntomas, aumenta la probabilidad de que el problema se corrija sin causar más daños a otros componentes del motor. Póngase en contacto con un mecánico local de Vermin Club tan pronto como experimente alguno de estos síntomas.

.

Deja un comentario